Las 10 mejores tiendas de frigoríficos en Sevilla

¿Estás buscando las mejores tiendas para comprar frigoríficos en Sevilla? Encuentra la mejor tienda de frigoríficos baratos y congeladores.

Top 10 tiendas para comprar Frigoríficos en Sevilla

el corte ingles san juan de aznalfarache imagen

El Corte Inglés San Juan De Aznalfarache

  • Av. de las Erillas, s/n, 41920 San Juan de Aznalfarache, Sevilla
  • 954 34 94 00
carrefour imagen

Carrefour

  • C. Poeta Muñoz San Román, s/n, 41900 Camas, Sevilla
  • 602 68 35 27
hipercor san juan de aznalfarache imagen

Hipercor San Juan de Aznalfarache

  • Av. de las Erillas, s/n, 41920 San Juan de Aznalfarache, Sevilla
  • 954 34 94 00
alcampo imagen

Alcampo

  • Av. Ronda del Tamarguillo, 27, 41006 Sevilla
  • 954 66 22 33
mediamarkt los arcos imagen

Mediamarkt Los Arcos

  • Av. de Andalucía, S/N, 41007 Sevilla
  • 900 205 000
conforama sevilla imagen

Conforama Sevilla

  • Av. de las Erillas, S/N, 41920 San Juan de Aznalfarache, Sevilla
  • 935 43 16 23
fnac imagen

Fnac

  • C.C. Torre Sevilla, C. Gonzalo Jimenez de Quesada, 2, 41092 Sevilla
  • 911 31 30 03
electromanchon imagen

Electromanchón

  • Pol. Ind. El Manchón, C. Saladilla, 20 – 24, 41940 Tomares, Sevilla
  • 955 18 15 71
worten - sevilla airesur imagen

Worten – Sevilla Airesur

  • C. Federico García Lorca, s/n, Centro Comercial Airesur, 41950 Castilleja de la Cuesta, Sevilla
  • 954 04 19 40
factory electrodomesticos aljarafe imagen

Factory Electrodomésticos Aljarafe

  • C. Exposición, 18, 41927 Mairena del Aljarafe, Sevilla
  • 955 60 07 06

¿Qué hay que tener en cuenta a la hora de comprar un frigorífico?

El frigorífico es uno de los electrodomésticos básicos en todo hogar y es recomendable conocer los modelos que hay en el mercado para elegir el que mejor se adapte a todas las necesidades.

Para elegirlo hay que tener en cuenta su calidad de fabricación y por supuesto su consumo energético ya que sin duda escoger un buen frigorífico repercutirá en nuestra factura mensual de la luz. Se calcula que el consumo de electricidad de este electrodoméstico es de aproximadamente un 35% de cada hogar, por eso es importante elegir una nevera de buena calidad con una buena eficiencia energética.

Hoy en día, el mercado nos ofrece una gran variedad y tanto si queremos comprar el clásico frigorífico combi, como un moderno frigorífico inteligente último modelo, este electrodoméstico para mantener la comida en buen estado no puede faltar en ninguna cocina.

Entre otras cosas que ahora veremos, conviene tener en cuenta que las tiendas de electrodomésticos en Sevilla especializadas suelen ser más baratas que las grandes cadenas al comprar un frigorífico o un congelador. Veámos algunos consejos útiles para comprar un frigorífico.

Cómo elegir un frigorífico

Entre los electrodomésticos esenciales en una casa, los frigoríficos deberían estar en lo más alto de la lista. Permiten almacenar alimentos durante mucho tiempo y cubrir las necesidades básicas de una familia. 

No tiene sentido comprar una gran cantidad de productos si no es posible almacenarlos en condiciones óptimas y durante el periodo de tiempo deseado, lo que multiplica los costes. Hay varios factores y aspectos que influyen en la compra de una nevera.

Uso de un frigorífico

Hay que tener en cuenta el número de personas que van a utilizar este electrodoméstico, si se usa a diario, que suele ser el caso, o la cantidad de productos que se van a congelar o enfriar.

Ubicación del frigorífico 

Dependiendo del espacio disponible en la cocina, es necesario elegir un modelo de frigorífico con determinadas dimensiones, por ello es importante que midas el hueco donde quieres ubicarlo. Debes tener en cuenta también el espacio libre que la nevera necesita para que funcione correctamente.

Además, hay otros aspectos secundarios a la hora de comprar un frigorífico como el color o el revestimiento, según la decoración de tu cocina. No olvides comprobar antes de la compra en qué sentido deben abrirse las puertas de la nevera ya que esto se olvida a menudo.

Disposición de puertas y módulos de un frigorífico

Es importante que los compartimentos de un frigorífico sean de fácil acceso y tengan una gran capacidad para almacenar los diferentes productos. También es importante que las estanterías o baldas de una nevera se puedan ajustar a la altura deseada.

Estanterías de un frigorífico

Las baldas o estanterías de un frigorífico deben ser sólidas, fáciles de desmontar y de limpiar y mejor si tienen un borde para evitar que se filtren los líquidos. Los estantes de cristal son los mejores en este caso. 

Hay baldas plegables que se despliegan para formar una gran zona de almacenamiento plana y también pueden plegarse por la mitad para acomodar los productos más altos en los estantes inferiores.

Controles de humedad y temperatura de la nevera

Deben ser de fácil acceso y uso. Si es posible, deben estar situados en la parte delantera del electrodoméstico, de modo que no sea necesario mover los alimentos para alcanzarlos.

Cajones de un frigorífico

Casi todas las neveras disponen de cajones individuales que mantienen una temperatura y humedad constantes y suelen utilizarse para las verduras, la fruta o la carne.

Iluminación de la nevera

Estos electrodomésticos deben estar siempre bien iluminados. Esto también se aplica a los cajones y al compartimento del congelador. La iluminación actual suele ser de tipo LED.

Fácil limpieza de los compartimentos de un frigorífico

La tecnología No Frost evita la formación de escarcha y por lo que no hay que descongelar regularmente. Es aconsejable que se puedan retirar fácilmente todos los cajones y estantes y por supuesto, como ya hemos dicho no debe haber esquinas ni bordes y cuanto más lisas sean las paredes mejor.

Capacidad del frigorífico

La capacidad de la nevera se mide en litros. Si es para una persona, entre 100 y 150 litros son suficientes, y si es para tres o cuatro personas, la capacidad debe aumentar hasta una media de 350 a 500 litros.

Es importante planificar el tiempo de conservación de los alimentos en función de las necesidades de cada persona, ya que no es lo mismo un frigorífico que sólo puede congelar durante unos días que uno que puede conservar alimentos durante meses. Las estrellas indican esta capacidad de congelación.

  • 1 estrella: sólo puedes congelar los alimentos durante unas horas y alcanzan hasta -6 °C.
  • 2 estrellas: congela los alimentos hasta tres días y alcanzan los -12 grados.
  • 3 estrellas: los alimentos pueden conservarse congelados durante meses y congelarse a un mínimo de -18 grados.
  • 4 estrellas: los alimentos no sólo se pueden mantener congelados durante meses, sino que también se pueden congelar más rápidamente y tienen mayor capacidad de guardar alimentos.

La etiqueta energética también nos muestra la capacidad de refrigeración de un frigorífico en forma de número de estrellas en la habitación. Cada estrella corresponde a -6º C. 

¿Qué marca de frigorífico es mejor?

Si quieres comprar un frigorífico que te dure mucho tiempo, debes prestar atención a la marca. La OCU hizo una encuesta a sus miembros preguntándoles por la vida útil de las distintas marcas y sus preferencias a la hora de elegir una marca o modelo de nevera.

En su estudio clasificó los 40 frigoríficos más y menos fiables del mercado. Es decir la marca más duradera y la más corta, la más recomendable y en definitiva la mejor. 

De media, un frigorífico dura de 10 a 12 años. De las marcas estudiadas por la OCU, sólo cuatro superan los 13 años: Edesa, Zanussi, Ignis, Siemens. Y sólo una alcanza los 15 años: General Electric.

La OCU también afirma en su estudio que el frigorífico que más se compra es el combi, y que los españoles gastan una media de 550 euros en un electrodoméstico de este tipo. Los frigoríficos más populares son de la marca Bosch (17%) y Balay (12%). La mayoría de ellos son frigoríficos combi de gama media.

Las marcas de frigoríficos con mejores resultados en la encuesta son Kunft, Neff, Panasonic, Ignis, Sharp, Siemens, Zanussi, Bosch y Miele. 

¿Qué tipos de frigoríficos hay?

Existen 6 tipos diferentes de frigoríficos en el mercado, y se clasifican según la presencia o ausencia de un espacio de refrigeración y congelación, el número de puertas y también sus dimensiones y volumen interior. Veamos los principales modelos de frigoríficos que existen:

Frigorificos coolers

Los frigoríficos coolers son neveras básicas sin compartimento de congelación, lo que puede ser interesante si ya tienes un congelador independiente.

Frigoríficos convencionales de una o dos puertas

Las neveras convencionales tienen un solo motor para el congelador y el refrigerador. Hay modelos disponibles de una sola puerta, donde el espacio para el congelador se encuentra separado en el interior, y de dos puertas en los que cada puerta abre una zona, la refrigerada común y la zona del congelador.

Frigoríficos combinados o combis.

Pueden estar equipados con uno o dos motores para regular la temperatura del congelador y del frigorífico de forma independiente. Los que tienen dos motores tienen dos compartimentos separados. 

Los de los últimos años tienen el congelador en la parte inferior y el compartimento para los alimentos frescos en la parte superior por razones ergonómicas y para evitar tener que agacharse con frecuencia.

Llevan incorporado un sistema especial de descongelación que convierte la escarcha en agua y luego la evapora, este control de la humedad mejora la vida útil de los alimentos perecederos. 

Por lo general, las combis son frigoríficos de «frío seco» o «sin escarcha» gracias a la circulación constante del aire en su interior, lo que optimiza la refrigeración y la congelación y evita que se mezclen los olores.  

Frigoríficos americanos 

El frigorífico americano suele tener entre tres y cuatro puertas además de los compartimentos del frigorífico y del congelador. En realidad, son frigoríficos combinados con las mismas funciones, pero con más espacio debido a sus dimensiones que son mucho mayores.

Aunque la nevera americana tenga mayor espacio y pueda parecer una ventaja, hay que tener en cuenta su mayor consumo energético y el ruido de los motores. Además son mucho más caros que los frigoríficos convencionales.

Estos frigoríficos americanos suelen integrar el máximo de prestaciones que permite la tecnología, como:

  • Tecnología Nofrost para prevenir la formación de hielo y evitar la molestia de la descongelación manual regular.
  • Dispensador de hielo y agua para obtener cubitos de hielo y agua fresca al instante.
  • Sistema MultiAirflow para garantizar una distribución uniforme del frío en todas las alturas y cajones del aparato.
  • Panel de control táctil con LED para ajustar la temperatura y las funciones deseadas para cada compartimento desde el exterior.
  • La iluminación interior por LEDs proporciona una iluminación interior brillante, duradera y eficiente con bajo consumo adicional.

Frigoríficos ecológicos

Para los más concienciados con el medio ambiente existen los frigoríficos ecológicos que evitan el uso de clorofluorocarbonos (CFC) e hidrofluorocarbonos (HFC) que dañan la capa de ozono y aumentan el efecto invernadero. Más que una categoría independiente es un sistema de refrigeración más respetuoso con el medio ambiente.

Frigoríficos compactos

Se trata de frigoríficos de una sola puerta, de tamaño muy reducido, con un solo motor y baja potencia. Se suele usar en viviendas vacacionales, hoteles, habitaciones o alojamientos para una sola persona.